M

Por qué los bebés no deben tomar jugos

Una de las bebidas más comunes que damos a nuestros bebés es el jugo.

 

Puede ser de manzana, piña, naranja, mango o cualquier sabor.

Y creemos que es bueno porque lo disfruta o porque es natural.

 

Sin embargo, los nuevos lineamientos de la Academia Americana de Pediatras indica lo contrario.

 

Según este documento, los niños no deben ingerir jugos de frutas antes de cumplir su primer año; a menos que sea por recomendación de su especialista.

 

Los lineamientos anteriores aceptaban que los bebés tomaran jugos a partir de los 6 meses, pero el grupo decidió cambiarlo por las tasas crecientes de obesidad infantil y aparición de caries.

 

Todo esto se debe a las altas cantidades de azúcar que estos productos contienen, pues los jugos naturales y embotellados sólo aportan azúcar y algunas vitaminas que pueden perderse en un tiempo determinado, pero pierden toda la fibra que reduce los niveles de azúcar en la sangre.

 

Para limitar esta ingesta, la Academia también cambió las cantidades diarias recomendadas.

 

Para los niños de entre 1 año y 3 años, la cantidad máxima debe ser de 4 onzas por día.

Entre 4 años y 6 años, debe limitarse entre 4 onzas y 6 onzas por día.

 

Por lo tanto, también hay cambios en las porciones de fruta.

 

Ahora, la nueva cantidad recomendada es entre 2 tazas y 2 ½ tazas diarias.

 

Otra medida es la prohibición del jugo de toronja para niños que toman ibuprofeno, flurbiprofeno, warfarina, fenitoína, fluvastatina y amitriptilina porque puede cortar el efecto del medicamento. Fíjate en las etiquetas de para evitar cualquier riesgo.

 

Por último, los jugos tampoco son recomendables para niños que están en el tratamiento de deshidratación o diarrea.

 

Estas medidas, según los investigadores, tienen la finalidad de enseñar a los niños a comer fruta en lugar de beber jugos porque la fruta entera aporta nutrientes y componentes que favorecen la digestión, mientras los jugos proporcionan principalmente azúcar.

 

Es importante que conozcas estas recomendaciones para que tu bebé esté sano y para evitar riesgos de salud en el futuro.

 

Si tienes dudas sobre las porciones de cada fruta recomendadas para tu bebé, sólo recuerda que tu bebé debe comer la cantidad que acepte. Cuando está satisfecho, está satisfecho.

DEJA UN COMENTARIO

0